Fecode:

unido y solidario

19 05 Art1Con un saludo fraternal y solidario para todos los maestros y maestras del país, quiero reiterar en esta ocasión, como se ha hecho evidente, que la insistencia de FECODE por una financiación adecuada a la salud, la educación, el agua potable y el saneamiento ambiental, no es un capricho para incomodar al gobierno sino una exigencia justa para ejercer un derecho contemplado en la constitución nacional, ante el cual las políticas neoliberales desde 2001 han venido desconociendo o condicionando a una regla fiscal que, cada vez más, pretende priorizar el gasto en asegurar el pago de la deuda externa y favorecer el sector privado.

En estos momentos de crisis lo que ha quedado claro es que el sistema de salud es precario y que las condiciones de intermediación impuestas por la ley 100 a través de las EPS no han contribuido a generar las condiciones para un sistema de salud digno.

Pero en lugar de reconocer la urgente necesidad de legislar sobre el Sistema General de Participación para, mediante una reforma constitucional, organizar y mejorar la educación y la salud, este gobierno miope no ve más allá de sus propios intereses que son los del sector financiero amenazado por la necesidad urgente de fortalecer el sistema de salud.

Frente a la crisis que vivimos por la Pandemia del Coronavirus o COVID-19 el Gobierno Nacional viene decretando varias normas, muchas de ellas que van en contravía de los derechos de los trabajadores y de la clase más vulnerable.

Primero pretende hacer uso de los recursos del FONPET que son dineros de las Entidades Territoriales. El decreto 444 del Ministerio de Hacienda, busca quitarles los recursos a las entidades territoriales y destinarlos al sector bancario.

Esto no lo podemos concebir ni aceptar, FECODE se opone rotundamente a esta medida, por cuanto el Gobierno Nacional cuenta con los recursos necesarios para aliviar y otorgar subsidios a la clase más vulnerable de este país: el Banco de la República que cuenta en con una reserva de 47 billones de pesos, las reservas Internacionales y la opción de eliminar el tema de las exenciones a las grandes empresas y oligarquías de este país.

En segundo lugar, el Gobierno viene expidiendo otra norma como la de decretar vacaciones para los maestros. No se pueden decretar vacaciones anticipadas a los trabajadores de la educación en época de cuarentena. Señora Ministra de Educación, Señor Presidente : es algo ilógico! hoy más que nunca el pueblo colombiano, los maestros, los estudiantes los padres de familia estamos en cuarentena, acatando lo decretado por el Gobierno, por cuanto no se requiere ni se necesita decretar vacaciones anticipadas.

Vale la pena señalar también que el recurso a utilizar herramientas digitales para continuar con la escolaridad no resuelve, como por arte de magia, los graves problemas de interconexión en las regiones ni la pobreza de muchas familias que no disponen de computador y mucho menos los problemas didácticos y de evaluación de procesos que estas nuevas tecnologías presentan. La pandemia ha dejado al descubierto también la debilidad del sistema educativo y las grandes brechas de inequidad que el gobierno pretende solucionar volviendo a la tecnología educativa y el diseño instruccional de los años 80, ahora empaquetado en software desde el MEN.

En tercer lugar, se ha expedido una resolución por parte de la Unidad Nacional del Plan de Alimentación Escolar, que sin ir en contra de su objetivo fundamental que es hacer llegar a los niños niñas y adolescentes su alimentación diaria básica, enfatizamos que no es responsabilidad de los maestros hacer esta entrega, son los operadores a nivel nacional, regional, departamental y municipal quienes se ganaron bajo licitación este proceso, los que deben encargarse de la entrega , distribución y vigilancia de estas raciones.

En medio de la Pandemia del COVID-19, los operadores del PAE son los responsables de entregar las raciones de comida los niños matriculados en las Instituciones educativas del país.

FECODE seguirá en la lucha por el cumplimiento de los acuerdos y se mantendrá unida para reclamar en todos los espacios posibles y ante todas las instancias el derecho de las clases más vulnerables de la población estudiantes, padres de familia y maestros, de vivir con dignidad en un país donde quepamos todos. La pandemia es un aviso para que la indolencia y la ceguera de la clase política entienda que la vida es sagrada y que garantizarla y cuidarla es el asunto más importante de la política pública.

No concebimos todas estas medidas que atentan contra el Magisterio colombiano.

Maestros y Maestras hemos creado el Fondo de Solidaridad Humanitaria, desde FECODE los invitamos a contribuir con un día de salario, estos recursos irán destinados a la población más vulnerable del país, y estarán representados en mercados y en elementos indispensables para la atención en salud que llegarán directamente al personal de salud y a los hospitales menos dotados de las regiones.

Los invitamos a solidarizarnos, posteriormente indicaremos la forma y la vía de cómo cada uno de los maestros y maestras pueden autorizar este descuento, advertimos que es voluntario, se trata de ser solidarios.

Compañeros y Compañeras debemos tomar todas las medidas de precaución y prevención, debemos quedarnos en nuestras casas, proteger nuestra vida y la de los demás.

Nelson Javier Alarcón Suárez

Presidente de FECODE